Con sede en Ginebra y representación en Viena y Nairobi, Dominicos por la Justicia y la Paz desempeña un papel constante en la denuncia de las violaciones de los derechos humanos y la destrucción del medio ambiente en las diversas instancias de las Naciones Unidas y apoyando a los dominicos y otros agentes de la sociedad civil que trabajan sobre el terreno en estos temas.

Ginebra

Desde la creación de la Sociedad de Naciones en 1919, Ginebra se convirtió en el centro del desarrollo de la diplomacia internacional y el multilateralismo. Cien años después, Ginebra sigue siendo el principal centro humanitario y de derechos humanos del mundo. Con una oficina situada cerca de varias oficinas de las Naciones Unidas, como la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos y la Oficina del Alto Comisionado para los Refugiados, la Delegación está en el centro de los debates y negociaciones internacionales sobre cuestiones contemporáneas clave.

 

Para obtener más información sobre el programa de promoción de la Delegación en Ginebra, haga clic aquí.

 

Viena

Viena es la sede de varias oficinas de la ONU que se ocupan de una diversidad de temas como el crimen organizado transnacional, la justicia penal, los estupefacientes, la corrupción y la energía nuclear. La Delegación en Viena trabaja principalmente con la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), y más concretamente con la Comisión de Prevención del Delito y Justicia Penal (CCPCJ). La Delegación se centra en una serie de cuestiones transversales: La trata de personas, la reforma penitenciaria, los delitos forestales y la educación para la justicia.

 

Para obtener más información sobre el programa de promoción de la Delegación en Viena, haga clic aquí.

 

Nairobi

Nairobi es la sede de las Naciones Unidas para sus programas de medio ambiente (PNUMA) y de asentamientos humanos (ONU-Hábitat). El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente es la principal organización mundial que trabaja con cuestiones ambientales y desempeña un papel importante en el apoyo a las naciones para que cumplan sus compromisos ambientales. Se ocupa de todas las cuestiones medioambientales como el cambio climático, los ecosistemas y la biodiversidad, los productos químicos y los residuos, el aire, el agua, los océanos y los mares y los bosques. Desde 2018, Dominicos por la Justicia y la Paz es observador en la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEA) del PNUMA, lo que permite a los dominicanos tener una presencia activa en las diversas sesiones de la UNEA y sus órganos subsidiarios.

 

Para obtener más información sobre el programa de promoción de la Delegación en Nairobi, haga clic aquí.